Saltar al contenido

¡DESCUBIERTOS! Cae banda que captaba mujeres venezolanas para robar en España

El diario Madridiario reseñó recientemente que las autoridades españolas desarticularon una banda que se dedicaba a buscar mujeres venezolanas, las cuales a través de una red social eran captadas para luego obligarlas a robar prendas que serian enviadas mas tarde por paqueteria a Rumania para ser vendidas allá

La tienda donde eran vendido los artículos hurtados por las venezolanas se encontraba ubicada en Rumania, esta también fue desmantelada

La investigación inició por sospechas de la existencia de un grupo criminal. Supuestamente se dedicaba a la trata de seres humanos. Funcionarios de la Policía de Madrid iniciaron las averiguaciones y por fin dieron con el modus operandi de la organización.

El perfil de las victimas mujeres venezolanas, jóvenes y poco solventes que ni siquiera pudieran alimentarse. Es decir, las seleccionadas estaban en situaciones “altamente vulnerables”.

La manera mas fácil para las cabecillas de dicha banda era mediante instagram, captaban mujeres prometiendoles una vida mejor.

Finalmente cuando convencían a cada victima les planteaban ir a España. Los autores intelectuales se encargaban de que el ingreso al país se realizara de forma regular.

Cada victima llegaba a España con un boleto de ida y vuelta mas una reservación para hospedarse en un hotel. Todo era un montaje, cuando las chicas se encontraban con lideres del grupo delictivo eran alojadas en una residencia particular. Allí las sometían y les indicaban la deuda contraída por el viaje.

Luego presentaban la forma de saldar los gastos: hurtando para beneficio de la red.

Todo ya estaba calculado, cada mujer que llegaba a España engañada era instruida sobre cada detalle para cometer los delitos. Explicaban el modo, la cantidad y el tipo de prenda que debían hurtar, teniendo diariamente un numero exigido de prendas. De manera que si eran descubiertas por las autoridades solo fuesen juzgadas por delitos leves.

Debían vestir prendas de ropa que no llamaran la atención y llevaban consigo bolsos forrados de aluminio y ganzúas para poder quitar las alarmas que protegen las prendas de vestir.

La ropa hurtada podía llegar a tener precios de hasta 20 mil euros. En la localidad de Móstoles (Madrid, España) fue realizada la detención.

Como recomendación les decimos que es importante averiguar bien cualquier tipo de trámites y/o negocio que se pueda llevar a cabo a través de una red social, nadie sabe quien está detrás de cada pantalla de celular o computador, y mucho menos se saben las intenciones que tiene cada persona.